Nicaragua un pueblo con gran moral que sabe defender su soberanía

El presidente de la República, Daniel Ortega Saavedra participó en el Acto de Conmemoración del 163 aniversario de la Batalla de San Jacinto.

En su intervención el mandatario se refirió a este lugar histórico como “Tierras sagradas, donde se defendió la dignidad de la patria, la soberanía de la patria y la soberanía de la región centroamericana, añadiendo que está en víspera el día de esa histórica batalla, en estos tiempos en nuestra América, que nos señalan la vigencia de los ideales, valores, principios que defendieron los héroes de San Jacinto”, expresó el dignatario.

La Batalla de San Jacinto, les hizo saber a los yanquis que por muy poderosos que eran, no iban a poder contra la valentía de ese grupo de héroes que con armamento pobre lograron defender la soberanía del país, destacó el presidente Daniel.

El mandatario hizo la remembranza de la falta de dignidad de los vendes patria y peleles como los llamó el general Augusto C. Sandino quienes en ese momento entregaron al país y permitieron que el yanqui William Walker fuese nombrado presidente de Nicaragua.

«Con la elección de Walker se legitimo un acto de ultraje a la soberanía del país, por parte de los Estados Unidos, una agresión que aún persiste y que desde organizaciones que han sido creadas para respetar los principios de paz y desarrollo como la OEA y la ONU, son manipuladas por representantes de gobiernos que han levantado el hacha de la guerra en contra de gobiernos legítimos”, enfatizó el mandatario.

“Hoy estamos rindiendo homenaje a los héroes de la batalla San Jacinto y todos los héroes que combatieron contra el yanqui invasor en los diferentes frentes de lucha, tenemos que cobrar conciencia que ahí ese el momento histórico donde realmente estamos defendiendo nuestra independencia y logrando nuestra independencia ahí se consolida esa independencia”, recalcó el gobernante.

Los vendes patrias se mantuvieron plegados siempre a los invasores, a lo largo de la historia, los Caines han estado ahí, pero son mucho más los Abeles que son los campesinos, los jóvenes, el pueblo que tiene amor a la patria, dijo el presidente.

“Hoy vemos nuevas arremetidas en nuestra América, increíble que se quiera repetir la historia, irrespetando la soberanía de nuestros pueblos, por la potencia Norteamericana. Como se irrespeta y atropella y desconocen los principios que ellos mismos suscribieron desde la ONU y la OEA, donde se comprometen a respetar estos principios, los cuales están siendo irrespetando por ellos mismos. Las potencias amenazan lanzan agresiones a los magistrados de estas cortes”, ellos tratan de imponerse, pero hay rechazo a esta política de barbarie”, indicó.

El mandatario puso como ejemplo de este injerencismo a Argentina que anda buscando como afectar a otras naciones, cuando ese país esta sumergido en una crisis económica y social que debe resolver y no estar pidiendo sanciones para pueblos como Cuba, Venezuela y Nicaragua.

“Hay una manipulación total un irrespeto, por eso hermanos hoy más que nunca tenemos que defender los principios sagrados. Andrés lanzando la piedra y los demás hermanos sabían que estaban esos derechos, que por instinto se debía defender el principio de no intervención y de no injerencia, ese es el ejemplo y compromiso que nos dejan los héroes y mártires de septiembre, que lograron defender la independencia de Nicaragua y de Centroamérica”, manifestó.

“Tenemos un pueblo con una gran moral, que sabe luchar y que sabe defender su soberanía”, finalizo diciendo el presidente Daniel Ortega desde la Hacienda San Jacinto donde se realizo el acto, en el cual participaron estudiantes y autoridades del Ejército de Nicaragua.

Comments are closed.