Curiosidades

La serie ‘El Juego del Calamar’ ha disparado los beneficios de Netflix

Compartir

Cientos de jugadores con problemas económicos aceptan una extraña -y tentadora- invitación para competir en una serie de juegos infantiles y llegar a alzarse con un premio monetario que resolvería todos sus problemas. Entre ellos, se encuentran Kin-Hoo y Sang-Woo, dos amigos de la infancia que no están pasando por su mejor momento. Lo que no saben es que para hacerse con la victoria tendrán que poner en riesgo lo más preciado que poseen: su vida.
Uno de los elementos más característicos de esta serie es el mono rojo y la careta que lucen sus protagonistas. Precisamente, este traje ya está a la venta en diferentes tiendas físicas y digitales porque se posiciona como uno de los favoritos para Halloween. Su precio se sitúa entre los 14 y los 40 euros aproximadamente.

Leer También: Despojan de su victoria a una potra por ser hermafrodita

Al respecto, varios colegios advirtieron a los padres de que este disfraz estaba prohibido en Halloween. «Los alumnos podrían llegar disfrazados de casa, con la cara sin maquillar y la mascarilla correctamente colocada. Aprovechamos para informarles de que, de acuerdo con los valores y normas por los que se rige nuestro centro, los alumnos no podrán disfrazarse de personajes de series de televisión o películas que promuevan la violencia, como ‘El Juego del Calamar'», explicaron en un comunicado.

Pero la revolución no ha quedado ahí. También se están fabricando ataúdes como los que aparecen en la serie, de color negro y con un gran lazo rosa que los envuelve. La Feria Internacional de Productos y Servicios Funerarios de Valencia ha mostrado las últimas novedades del sector con un guiño a esta serie de ficción de Netflix.

Compartir