Internacionales

Keiko se libró de ir a prisión provisional por supuesto lavado de dinero

Compartir

Keiko Fujimori se libró de volver a prisión provisional por presunto lavado de dinero en medio de la campaña que ha emprendido contra los resultados de las recientes elecciones presidenciales de Perú para evitar su derrota frente al izquierdista Pedro Castillo.

Fujimori continuará en libertad condicional, pero fue apercibida por el juez Víctor Zúñiga, del Cuarto Juzgado de Investigación Preparatoria Nacional Especializado en Crimen Organizado, por haber incumplido el requerimiento judicial de no reunirse con testigos de su caso, en el que está acusada de delitos que conllevan una pena de 30 años y 10 meses de cárcel.

El magistrado a cargo de tutelar el caso desestimó la solicitud del fiscal anticorrupción José Domingo Pérez para que regrese a la cárcel pese a que consideró que, efectivamente, había incumplido las condiciones de su libertad.

El juez consideró que primero debía realizarse un apercibimiento a la acusada y, en caso de persistir en ese incumplimiento, ordenar su regreso a prisión previa solicitud de la Fiscalía.

Entre las condiciones de la libertad condicional que permitió a Fujimori salir de la cárcel en mayo de 2020, tras haber pasado quince meses en prisión preventiva, estaba no reunirse ni comunicarse con otros imputados o testigos del caso.

Lee Aquí: Extraditan a EEUU a integrante del cártel de Sinaloa

Sin embargo, la hija y heredera política del expresidente Alberto Fujimori (1990-2000) apareció públicamente en reiteradas ocasiones de la reciente campaña electoral con el abogado y portavoz del partido fujimorista Fuerza Popular Miguel Ángel Torres, quien está incluido en el caso como testigo.

La candidata presidencial Keiko Fujimori denunció un «fraude sistemático» en el balotaje de las elecciones presidenciales de Perú, al señalar una serie de presuntas irregularidades que atribuye al partido Perú Libre, de su rival Pedro Castillo. En una rueda de prensa, Fujimori afirmó que han detectado una serie de irregularidades en el proceso electoral realizado el domingo que «nos preocupa» y es «importante evidenciarlo», además de pedir a los ciudadanos que denuncien los casos que conozcan.


El fiscal anticorrupción de Perú pide prisión preventiva para la candidata Keiko Fujimori. En su afán por denunciar un supuesto fraude electoral en su contra, Fujimori también se ha juntado en los últimos días con la abogada y líder del Partido Popular Cristiano (PPC) Lourdes Flores, otra testigo.

No obstante, para la abogada de Fujimori, Giulliana Loza, su defendida podía tener relación con ambos porque no son testigos por haber realizado presuntas donaciones de dinero falsas al partido fujimorista.

Compartir