Internacionales

Cierran actividades no esenciales en Murcia

Compartir

Murcia ha decidido el cierre de toda actividad no esencial entre la 1 y las 6 de la madrugada, así como fijar un límite de diez comensales en el interior y de 12 en el exterior para los sectores de la hostelería y la restauración.

Además, el ocio nocturno queda equiparado en condiciones y restricciones a la hostelería, de forma que no se permite el uso de las pistas de baile, mientras que el consumo tanto en barra como en mesas interiores y exteriores será siempre sentado.

Tampoco se podrá consumir de pie en la calle y habrá que evitar las concentraciones de personas en la vía pública, según ha hecho saber el consejero de Salud, Juan José Pedreño, quien ha precisado que estas medidas estarán vigentes desde las 00.00 horas de este jueves, 24 de diciembre, hasta el 14 de enero.

En la rueda de prensa posterior al Consejo de Gobierno, Pedreño ha hecho un llamamiento especial al cumplimiento de las medidas durante la mañana y la tarde de los días 24 y 31 de diciembre. Además, ha señalado que las fiestas organizadas de Navidad y Nochevieja se consideran ocio, por lo que se desarrollaran con las mismas condiciones que la hostelería y la restauración.

Leer Aquí: Confiesa haber quemado y descuartizado a hombre que conoció a través de Internet

Por otro lado, los asistentes a los eventos multitudinarios, tanto en el interior como en el exterior, deberán estar siempre sentados y se aplicarán los aforos actuales en base al nivel de alerta regional que, en este caso, es el 3 (alto). Por tanto, el aforo en estos eventos sería del 50%. El resto de actividades cuentan con un aforo máximo interior del 50% dado el nivel de alerta regional, pero si la actividad se realiza en exterior, el aforo podrá ser del 100%.

Además de estas medidas de obligado cumplimiento, Salud recomienda de cara a los días de Navidad que la población valore la vulnerabilidad de sus miembros en las reuniones familiares. «Esto es muy importante para considerar que se establezca esa reunión, esa comida y esa cena, con el fin de respetar a aquellas personas que, aún vacunadas, se podrían contagiar», ha manifestado el consejero.

Igualmente, pide evitar «en lo posible» la interacción social y no exceder de las 10 personas no convivientes en esas reuniones familiares. También ha reclamado extremar las precauciones en este tipo de encuentros, en especial con la ventilación de las zonas interiores.

Compartir