Arrestan a un perico por su participación en un robo

La Policía de la ciudad neerlandesa de Utrecht arrestó a un hombre por cometer un hurto en una tienda junto a su mascota —aparentemente un loro agapornis— que en el momento de la detención se encontraba posado sobre el hombro del sospechoso. Ambos fueron trasladados a la comisaría.

Y dado que en la estación policial no contaban con una jaula para aves, decidieron colocar al plumífero dentro de la celda de detención, junto a su dueño. Durante su ‘arresto’, el ave incluso recibió una ración de comida: un sándwich y un vaso de agua.

«El pájaro no fue interrogado y, hasta donde sabemos, no es culpable de ningún cargo», detallaron desde la cuenta oficial de la fuerza en Instagram, añadiendo que pronto el sospechoso fue liberado junto a su mascota.

A su vez, el medio local RTV Utrecht —el primero en reportar el caso— cubrió los ojos del animal con una barra negra, tal y como se hace para proteger la identidad de un detenido.

Comments are closed.